Problemas en la Casa Blanca

11
Foto: Taringa.net

Tan solo unas semanas después de conquistar el Mundialito de Clubes, el Real Madrid pasa por un momento amargo de resultados que lo ha llevado a lograr un único triunfo en sus últimos cuatro encuentros. El enfado de Florentino y la discusión postpartido entre Cristiano y Bale evidencian la crisis que se vive estos días en la Casa Blanca.

Como suele ocurrir habitualmente la famosa “crisis deportiva” que padecen en ocasiones Barça y Madrid parece haber cogido el puente aéreo para instaurarse en la capital. Tras unas semanas más que revueltas en Barcelona, las aguas parecen un tanto más calmadas gracias a la trabajada victoria cosechada ante el Atlético en liga y a la eliminación del conjunto blanco en copa a manos de los colchoneros.

Es ahora el Real Madrid el que no atraviesa por buenos momentos, los hombres de Ancelotti han pasado de celebrar un Mundialito de Clubes como si de una Champions se tratara, a sumar una única victoria en cuatro encuentros, algo que ha significado la pérdida de tres puntos en liga y una prematura eliminación de la Copa del Rey. El puro reflejo de la situación que se vive en el seno del club merengue lo aportan sus dos máximos estandartes, presidente y máxima figura del equipo han dejado notar su descontento con el KO copero ambos a su manera. Según informa la cadena Cope, Florentino Pérez no tardó en hacer saber a sus compañeros de palco la decepción que había sufrido al caer ante el club vecino, dirigiéndose a sus más allegados con la siguiente frase; “Hemos hecho el ridículo”.

Cristiano Ronaldo por su parte mostró su descontento de otra manera muy distinta, esta no fue otra que recriminarle una vez más a Gareth Bale ciertos aspectos del juego del galés, algo que el ex del Tottenham no toleró y que desembocó en una importante discusión entre ambos una vez acabado el encuentro frente al Atlético. El mal momento que atraviesa el Real Madrid puede tener un punto de inflexión este domingo en Getafe, donde de conseguir la victoria los blancos lograrían asegurarse el campeonato de invierno y mantener las opciones de colocarse a cuatro puntos del segundo clasificado, en caso de vencer en el compromiso que estos tienen pendiente ante el Sevilla.

En el Coliseun Alfonso Pérez no espera un rival poderoso, más bien todo lo contrario, no obstante en el banquillo se encuentra un viejo conocido que estará sin duda encantado de alargar la mala racha blanca. Quique Sánchez Flores no tuvo un buen debut en Ipurua pero la llegada de un encuentro como el del domingo puede servirle para dar un giro radical al presente de su equipo, esperemos pues que al menos el conjunto merengue sude de lo lindo buscando una cambio de dinámica que suavice la situación en la Casa Blanca.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *